"SENSACIONES RARAS" CON EFECTOS DEVASTADORES

Previas y boliches: La nueva (y mortal) "jarra loca" viene con líquido de frenos y nafta

"A partir de los 13 años y en cualquier nivel socioeconómico, los chicos pueden caer en estas mezclas", explican especialistas en adicciones a propósito de la nueva "jarra loca" que se puso de moda entre adolescentes durante las noches en previas y boliches, que mezcla alcohol con líquido de frenos y hasta nafta. Por la ingesta, 3 jóvenes fueron internados con intoxicación grave en Rosario. "La verdad es que ya no saben qué probar", dicen los profesionales. Y explican que para tener sensaciones raras terminan dañándose o incluso llegan a la muerte, y advierten de una conducta psicótica por parte de los chicos.

 
CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24) En Rosario, 3 adolescentes, de entre 19 y 21 años, fueron internados luego de ingerir un compuesto a base de alcohol y líquido para frenos. Una nueva ¿moda? entre los chicos...
 
"La verdad es que ya no saben qué probar. Ya atendimos dos o tres casos a partir de que nos llamaron de los boliches", contó el director médico de Emerger, Alberto Davidovich, que dijo los profesionales supieron del uso de esta sustancia porque los mismos jóvenes afectados lo revelaron.
 
"Usaron proporciones de líquido de frenos que no los mataron de casualidad. Por suerte quedaron vivos, pero el tema pudo haber sido trágico. Es que estos compuestos afectan el sistema nervioso central, producen secuelas a nivel renal y pueden comportarse como una borrachera severa y confundirse con un cuadro neurológico de origen tóxico", añadió el facultativo, según publica hoy el 'Diario Popular'.
 
El principal componente es el etilenglicol, un químico inodoro, incoloro y con sabor dulce que se encuentra, además, en anticongelantes y detergentes. 
 
Por su parte, Carlos Damin, especialista en adicciones y Jefe de Toxicología del porteño Hospital Fernández, no se sorprendió por lo sucedido. "A partir de los 13 años y en cualquier nivel socioeconómico, los chicos pueden caer en estas mezclas, con líquido refrigerante o lo que sea. Es preocupante, por eso es fundamental que los padres se metan y pongan límites claros".
 
En tanto, el psiquiatra y especialista en adicciones Eduardo Kalina, definió a quienes consumen la nueva "jarra loca" como "cobayos salvajes, porque también mezclan alcohol con nafta, con antidepresivos o estimulantes, todo para tener sensaciones raras que terminan dañándolos o incluso llevándolos a la muerte. Sin dudas es una conducta psicótica".
 
Kalina explicó que "en Brasil usaban alconafta para estas preparaciones. Entonces las autoridades obligaron a las refinerías a agregar al combustible aditivos desagradables al gusto para desalentar el uso. Es que muchos la usaban porque resultaba más barata que la cashasha (aguardiente brasileña). También tuve que atender a un venezolano con el hígado destruido por la nafta".
 

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario