DEUDA SOCIAL K

El INDEC esconde 9.2 millones de pobres

Para el Indec la pobreza en Argentina es de un total de 1.6 millones de personas. Para las mediciones privadas es de 10.8 millones. Trabajo del Observatorio de la Deuda Social Argentina (ODSA), de la UCA

CIUDAD DE BUENOS ARIES (Urgente24) Para el INDEC, la pobreza y la indigencia se sitúan en el 6,5 % y en el 1,7 %, respectivamente de la población. Según la última encuesta del Observatorio de la Deuda Social de la UCA, es pobre el 21,9%, e indigente, el 5,4% del país.

El equipo del Observatorio de la Deuda Social Argentina (ODSA), de la UCA, relevó 5712 hogares de 17 ciudades del país, incluidas viviendas de barrios residenciales y populares, villas y asentamientos precarios desde Resistencia hasta Ushuaia. Los resultados son representativos de la población urbana.
 
El 7,4% de los hogares urbanos no cuenta con los ingresos suficientes para acceder a una canasta básica de 1200.
 
Sólo en las ciudades viven 10,8 millones de pobres y 2,1 millones de ellos son indigentes, dice el estudio de de la UCA sobre la presentación del Barómetro Deuda Social Argentina que se presntó este jueves 19/07 en el Auditorio San Agustín, del Edificio Santa María que la universidad tiene en la calle Alicia M. de Justo 1300.
 
Estos resultados son cinco veces mayores que los del Indec, cuyas estimaciones hablan de alrededor de 1,6 millones de personas pobres y 427.000 personas indigentes en el país.
 
Tanto la indigencia como la pobreza muestran un descenso en 2011 con respecto de 2007, cuando el 4,5% de los hogares urbanos vivía en la indigencia y el 18,5% vivía debajo de la línea de pobreza, es decir, que apenas pueden acceder a la canasta alimentaria básica, pero a ningún otro bien o servicio.
 
Según el estudio de la UCA, la tasa de indigencia en áreas urbanas cayó del 9,2 al 5,4 % entre el último trimestre de 2010 e igual período de 2011. Sin embargo, la imposibilidad de contar con ingresos que cubran una canasta básica alimentaria de 36 pesos por día para una familia tipo de dos adultos y dos niños afecta todavía a más de 2 millones de argentinos.
 
El año pasado, en tanto, el 3,3% de los hogares era indigente y el 13,4% era pobre.
 
Hallazgos como la marginalidad económica, la pobreza estructural, la segregación social, el subempleo indigente, la rotación entre períodos de empleo y desempleo, la separación residencial en el espacio urbano, la sensación de inseguridad (mayor en los barrios donde se venden drogas) y los recortes familiares de los gastos de salud por una disminución del ingreso, entre otros, siguen siendo las principales debilidades sociales.
 
El Barómetro de la Deuda Social de la UCA identifica, estudia, monitorea y evalúa la dinámica y los alcances de la Deuda Social -entendida como déficit en las capacidades de desarrollo humano e integración social de la población-. Además, evalúa el efecto de las políticias y acciones públicas-privadas que inciden sobre su estado y evolución. Estas actividades integran: 
 
>Dimensiones de las condiciones materiales de vida: hábitat, salud y situación económica de los hogares, y trabajo y seguridad social.
> Dimensiones de la integración humana y social: recursos psicosociales para el desarrollo humano y vida social y comunitaria

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario