LOCA DE LOS GATOS

Divorcio en Israel por 500 gatos en casa

Un hombre acudiò a un tribunal rabìnico en Israel para solucionar un conflicto con su esposa: los màs de 500 gatos que la mujer mantenía en la casa hacían imposible la convivencia. No hubo reconciliación y la mujer se quedó en la casa con los gatos.

El hombre explicó que la convivencia se había vuelto insoportable porque tenía que compartir su apartamento, situado en la localidad de Beersheba,  con una cantidad impresionante de mascotas.

El demandante argumentó su decisión, diciendo que  las mascotas le obstaculizaban la vida: bloqueaban  el paso al cuarto de baño y convertían en una catástrofe cocinar y comer, dado que constantemente pedían comer e incluso robaban su comida cuando se sentaba a la mesa.

Finalmente, cuando su esposa manifestó el deseo de llevar a los mininos a dormir con ellos en la cama, el hombre desesperó. Finalmente se convenció de que no podía encontrar un lugar libre de felinos en su propia casa y aunque reconoce que él ama a su mujer, no le quedó otra opción que dirigirse al tribunal para solicitar el divorcio.

Los hechos ocurrieron en Israel, donde un hombre pidió la separación definitiva de su mujer ante un tribunal rabínico arguyendo que el medio millar de felinos simplemente no le permitía vivir en su propio hogar: en su habitación, la cama donde se disponía a dormir estaba siempre cubierta de gatos; el paso al baño, igualmente siempre bloqueado por gatos, al igual que la cocina; si se sentaba a comer, los gatos saltaban también a la mesa y le robaban su comida.

El hombre intentó reconciliarse con su esposa, pero la mujer  se negó a deshacerse de los gatos y prefirió a vivir con ellos antes que con su esposo, según reconoce el ya atormentado ex marido.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario