Righi, más preocupado por Garrido que por Boudou

Aunque el exprocurador fue duramente acusado por el vicepresidente de formar parte de un complot en su contra, se mostró más preocupado por viejas críticas de su antiguo subordinado a quien -anunció- demandará judicialmente.

CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24). Esteban Righi tuvo que dejar su cargo de Procurador General de la Nación el mes pasado, luego de que el vicepresidente Amado Boudou lo involucrara con un entramado que habría pretendido vincularlo al escándalo Ciccone. 

Boudou dijo que la causa era, entre otras cosas, resultado de su negativa a contratar a los abogados del estudio que el exministro de Héctor Cámpora fundó y que actualmente conducen su esposa y su hijo.
 
Tras estas revelaciones que pusieron en tela de juicio su prestigio, Righi dejó su cargo y amenazó con dirimir en la Justicia su altercado con Boudou. "Lo que corresponde es que cada protagonista explique su comportamiento en el ámbito previsto en el derecho vigente, donde inexorablemente se demostrará la falsedad de las afirmaciones e imputaciones con las que se me ha agraviado",aseguró Righi en su carta de renuncia.
 
A pesar de que el vicepresidente ratificó una denuncia formal en contra del estudio de Righi, nunca se supo si éste hizo su parte.  Y a juzgar por lo que se conoció este jueves (10/5), parece que las preocupaciones de Righi en cuanto a su "honor" no pasan por Boudou sino por viejas diferencias con uno de sus exsubordinados.  
 
Righi anunció que demandará a su ex subordinado, el actual diputado nacional por la UCR Manuel Garrido, por haber reiterado que renunció como titular de la Fiscalía de Investigaciones Administrativas (FIA) por los "obstáculos" que le imponía su entonces jefe.
 
Según consigna la agencia DyN, Righi sostiene que la afirmación de Garrido es falsa, y como prueba de ello exhibe el fallo de la Corte Suprema que dispuso la reapertura de una causa por enriquecimiento ilícito contra el secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno.
 
Ese fallo reconoce amplias facultades a la FIA, tal como había dictaminado Righi al recomendarle a la Corte que reconociera al organismo la posibilidad de intervenir en expedientes por presuntos delitos cometidos por funcionarios públicos, y motorizar las causas evitando su cierre prematuro.
 
"Garrido ha repetido públicamente que en 2009 se habría visto obligado a renunciar  "frente a los obstáculos" que recibía, en relación a investigaciones que predicaba llevar adelante", explicó Righi mediante un comunicado. "A partir de su promocionada renuncia, sostuvo y sostiene que en mi gestión como Procurador General le fueron impuestas limitaciones o cercenado facultades, haciéndosele un ˜daño˜ a la ˜lucha anticorrupción˜, y conceptos semejantes", precisó el ex procurador.
 
Righi anunció: "Pese a que fui víctima de de esa campaña, jamás promoví acción alguna contra Garrido mientras fui Procurador General. Ahora, habiendo cesado en la función pública, decido ir a la Justicia para poner término a tales difamaciones".
 
El ex jefe de fiscales describió "muchos y arteros ataques" a su "honra", y adelantó que "cualquier eventual indemnización (que perciba de Garrido) será destinada a Abuelas de Plaza de Mayo".

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario