INTEGRACIÓN ENERGÉTICA

Viene Mujica a negociar por la electricidad paraguaya

El presidente uruguayo estaría llegando en 2 semana para conseguir el permiso argentino para la utilización de redes para la importación de energía eléctrica producida en Paraguay. Las dudas del Gobierno.

CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24). En temas energéticos, la relación entre la Argentina y Uruguay siempre es complicada. Tomó bastante llegar a un acuerdo para la instalación de una planta regasificadora binacional y ahora parecen trabadas las negociaciones para que el vecino país reciba electricidad desde Paraguay a través de las redes argentinas.

Por ello, el presidente charrúa, José 'Pepe' Mujica, estaría arribando a Buenos Aires en unas 2 semanas para intentar encausuar las negociaciones, según informa este lunes (4/7) el diario La Nación.

A pesar de haber mostrado inicialmente su "voluntad política" para ofrecer sus redes eléctricas, el gobierno argentino ahora tendría sus reparos, aunque no los transmite públicamente.

La electricidad en cuestión es el excedente producido por la represa paraguaya Acaray. Como la redes de trasmisión por las que esa corriente llegará a la Argentina, para luego ser enviada a Uruguay, son las de la central Yacyretá, en el Ejecutivo nacional -indica La Nación- tienen dudas respecto a si finalmente esa electricidad no es en realidad provista por la represa binacional. Los excedentes de Yacyretá deben ser colocados en la Argentina y ésta finalmente es la que decide si se redireccionan o no.

La demora en la decisión, que dependería sólo de una firma del ministro Julio De Vido, causa malestar en el gobierno paraguayo, quien en la última reunión del Mercosur manifestó sus quejas en público hacia la Argentina, aunque sin mencionarla.

El Presidente de Paraguay, Fernando Lugo, pidió un "libre tránsito de la energía" para alcanzar "la integración regional". "La integración energética es garantía de autonomía del Mercosur", remarcó el mandatario guaraní durante su exposición la semana pasada.

La energía requerida por los uruguayos es de alrededor de 50 megawatts (MW). Esto significará un ingreso para Paraguay que rondaría los US$ 120 millones al año.

Ya se realizaron pruebas, que según indicaron tanto en Paraguay como en Uruguay, resultaron exitosas.

El beneficio para la Argentina estará en un peaje que pagará Uruguay por el uso de sus redes. Ese pasaje podría rondar los US$10 por Mw/h.
 

Dejá tu comentario